Posicionamiento Ante La Petición De Indulto Presentada Por El Ex Subdirector De Seguridad De Nanclares, Condenado Por Hacer Proposiciones Sexuales A Las Presas

Como parte personada en el proceso, ha sido solicitado a SalHaketa un posicionamiento ante la petición de indulto presentada por M.M.A., el ex Subdirector de Seguridad de la prisión Nanclares de la Oca, condenado a 2 años de prisión (que no está cumpliendo) y 12 de inhabilitación por haber sido declarado culpable de haber hecho ofertas de índole sexual a dos mujeres presas que se encontraban bajo su custodia. Desde un principio queremos mostrar nuestro ABSOLUTO RECHAZO A LA CONCESIÓN DE ESTE INDULTO.

Esta postura la hacemos en base a nuestra firme convicción de que el indulto, como instrumento de la administración, debe tener una función de reconocimiento de aquellas situaciones en las que la ejecución de la pena causa un mayor daño tanto personal como social, que su no cumplimiento. Entendemos, además, que el indulto tiene una poderosa vertiente pedagógica con la que se muestra a la sociedad la comprensión por determinadas situaciones y casuísticas personales. Nada de esto se da en el caso de M.M.A. quien, amén de no haber reconocido los hechos, no ha pedido perdón a las víctimas ni ha hecho público compromiso alguno de no repetición de los actos por los que fue condenado. Además, dado que esta persona nunca ha ingresado en prisión, el indulto lo solicita para reincorporase a su puesto como funcionario de prisiones, situación que no podemos consentir puesto que ya ha quedado demostrado que cuando ha ejercido de custodio de mujeres presas, ha abusado de su cargo para mantener actitudes inaceptablemente machistas y de abuso de poder. Bajo ningún concepto podemos permitir que se reincida en este tipo de situaciones, y la única manera de garantizarlo es impedir que M.M.A. vuelva a ejercer como funcionario de prisiones.

Como Asociaciones de defensa de las personas presas y de sus derechos, defendemos el concepto del indulto. Por ello mismo, consideramos que concedérselo a personas como M.M.A., cuando en otros casos mucho más sangrantes y de justicia no se está haciendo, constituye un atentado contra la propia figura del indulto, así como un agravio comparativo que como sociedad no podemos consentir y que denunciamos públicamente.

En Gasteiz, a 4 de febrero de 2013

Mujeres y prisión: abusos a las presas de Nanclares

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: